Gobierno revitalizará y restablecerá al sector de hidrocarburos como un motor económico fundamental

UCOM MHE 14-12-23.- “El sector de hidrocarburos no ha muerto, estamos dedicando todos nuestros esfuerzos para revitalizarlo y restablecerlo como un motor económico fundamental”, afirmó este martes el presidente Luis Arce, en un encuentro con la prensa, oportunidad en la que descartó la posibilidad de eliminar la subvención a los combustibles.

Explicó que la eliminación de la subvención tiene un impacto directo en los productores, provocando un aumento en los precios de los alimentos y afectando especialmente a los sectores más desfavorecidos. “Estamos desplegando esfuerzos considerables para evitar afectar el bolsillo de la población”, agregó.

Explicó que la dependencia excesiva de recursos líquidos representa uno de los problemas fundamentales en la economía. La falta de inversión en la exploración de hidrocarburos contribuyó significativamente a esta situación. En respuesta a este desafío, se implementó el Plan de Reactivación del Upstream (PRU), a través de YPFB, con el objetivo de revertir la declinación de la producción.

Asimismo, el Jefe de Estado dijo que la política energética apunta a fortalecer la “capacidad para producir nuestros propios carburantes, incluyendo biocombustibles”, mediante la implementación de la Planta de Biodiésel I en Santa Cruz, la Planta de Biodiésel II en El Alto y la Planta de HVO.

Arce considera que la importación de combustibles representa una solución a corto plazo, “es temporal debido a nuestra limitada capacidad de producción de líquidos”. Para superar esta dificultad, el Gobierno nacional lleva a cabo una transformación de la matriz energética, fomentando activamente la producción de palma de macororó, palma aceitera y jatropha que alimentarán las plantas de biodiésel y HVO.

En ese sentido, informó sobre la reforestación en el Chaco boliviano con el objetivo de desarrollar los cultivos para abastecer la planta de HVO, ya que la meta es lograr la autosuficiencia en la producción de diésel, en el marco de la política de industrialización con sustitución de importaciones.